Leer.es peligroso


Leer.es ha concedido este mes de junio el sello de “Buena práctica Leer.es” al proyecto colaborativo Callejeros Literarios en el que participo por ser integrante del blog Tres Tizas. Algo que, padafdaseando, “me llena de orgullo y satisfacción” porque supone un reconocimiento al trabajo que se viene realizando desde hace unos cuantos meses en torno a la Literatura urbana.
Una de las vertientes del proyecto, familiarmente llamado Callejarios, es la de las fotos de placas, estatutas o motivos relacionados con la Literatura en las calles. Actualmente llevaremos unas 480 y estamos a punto de rebasar la barrera psicológica (especialmente para el compañero Marcos Cadenato) del medio millar de instantaneas litetarias. Cada una de ellas tiene detrás la ilusión de colaborar en este proyecto e incluso alguna tiene su propia historia; sino que se lo pregunten a los atónitos pasajeros de la línea 1 del metro de la madrileña estación Tirso de Molina cuando Marcos Cadenato al abrirse las puertas del tren intentaba, y lo conseguía en el último segundo, “cazar” la placa con el móvil de Jose Luis Gamboa.
Esa tiene su historia y la que preside este post también. Está hecha el sábado, aproximadamente a las 20:40 h.
Me dirigía a la estación de Atocha con el tiempo suficiente como para coger el AVE que me traería a Sevilla a las 21:00, había paseado por la feria del libro del Parque del Retiro y me había detenido en los stands que pude, ya que la lluvia me hacía difícil sortear a los librófilos (y no tanto) que se resguardaban del agua. Según paseaba vi como Javier Reverte, Javier Marías, Antonio Muñoz Molina e incluso Ana María Matute firmaban libros en diversos estantes. Me hubiese gustado hablar con Matute y decirle lo mucho que me gustó su discurso por el Premio Cervantes, no había mucha gente en su cola; creo recordar que era Muñoz Molina el que  ganaba en metros. No estaba para esperar. Atocha me llamaba, además ya llevaba mi libro “Experiencias educativas en las aulas del siglo XXI” firmado por los coordinadores de la edición: José Hernández, Massimo Pennesi y Diego Sobrino, pena que la coordinadora Azucena Vázquez tuviese mejores cosas que hacer (casarse) que estar en la presentación del mismo, hubiese cerrado el poker de firmas.
La feria del libro se acababa y raudo (no muy veloz) me dirigí hacia Atocha. De repente me encontré con Pío Baroja mojándose con su gabardina y chapela en la cuesta Moyano. El móvil tenía que permitirme hacer esa foto y lo hizo, aunque tardó en arrancar. Empezaba a perder la noción del tiempo, además me iba con una extraña sensación de no llevarme un libro de la feria; cuando me encontré con las treinta casetas de libro usado. Me paré. Pregunté por Salgari y ahí que me dieron unos preciosos libros, demasiado caros, que empecé a ojear y a leer concretamente “La perla roja”. De repente me di cuenta de que podía ser demasiado tarde y así era. Las 20:50. No sabía muy bien el tiempo que me quedaba hasta el tren. Raudo y, esta vez velocísimo, baje la cuesta, bordeé la glorieta de Atocha dejando a mi espalda el Ministerio de Agricultura (menuda semana habían tenido con los pepinos…) y me adentré en la “selva”. Vi en una pantalla que debía dirigirme al andén 6. Me acerco. Veo y recuerdo que ahora hay que pasar control de equipaje, me acerco más y me dice una amable azafata “No aquí no, el AVE en la primera planta” ¡Toma ya! Arriba. Subí. Pasé el control, menos exhaustivo que el de avión, no has de quitarte el cinturón, reloj… y vi como el tren… Estaba allí. Uf. Uf. Uf. Tenía que ir al vagón 8 pero me monté en el 2 y fui dejando un reguero de sudor y casi lágrimas…  hasta que entré en un servicio, me cambié de camiseta y el tren empezó a andar, en la confusión incluso llegué a pensar que me había equivocado de tren y aparecería en Barcelona a las doce la noche de un sábado, que para mí había sido fabuloso.
¿Tiene o no tiene historia la foto 477 de Callejeros Literarios?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies