Kübler Ross y la competencia digital

Esta tarde he tenido una interesante charla, con café incluido, con algunos de mis compañeros y compañeras del curso de Inglés,  opositores como yo. Llegamos al debate sobre la nueva educación y la decretización de la competencia digital del profesorado.

Cuando he llegado a casa he mandado un mail con cuestiones que podían ser interesantes (tICevangelizando podíamos llamarlo). Rebuscando algunas cosillas que no había marcado en mi cuenta delicious he vuelto a encontrarme con Jordi Adell y una conferencia en un congreso sobre “Competencias básicas”. En ella Jordi planteaba que se había realizado un estudio determinando las fases de integración de las tIC’s por parte del profesorado: acceso, adopción, adaptación, apropiación e innovación.

El café me llevó a asociar esa aproximación a las tIC´s con las fases de elaboración del duelo de Elisabeth Kübler Ross, que complementaría la propuesta de Adell.

Según esta asociación un neófito en tIC’s que tiene que aprender porque se está decretizando la competencia digital pasaría por las siguientes fases:

a) Negación y aislamiento. Negará la nueva situación con mensajes similares a “yo no estoy en este tipo de escuela”, “yo no tengo porque saber lo que es tuenti”… La situación que a su alrededor se está generando es irreal, sólo una pandilla de frikis que se han amotinado para amargarle la vida al profesorado de bien. “Yo en twitter… van listos”.

b) Ira. “Qué noooooooo.” Detesta conversaciones en las que compañeros hablan sobre las fotos del flickr o le enerva saber que se han enterado por @tolose que Marchesi ha escrito un nuevo artículo. Se siente acorralado y se niega a preguntar que es, eso de gorgojear.

c) Pacto. Su rictus se relaja comienza a acercarse a alguien de confianza para preguntarle como se envía un archivo adjunto por correo electrónico. Se dice “si aprendo algo seguiré, pero sólo pido paciencia”. Comienza a preguntarse por qué su emisora de radio favorita ya tiene cuenta twitter. Él comienza a dudar.

d) Depresión. Su nueva situación le cuesta, el mundo que comienza a descubrir es completamente nuevo, otro planeta, no puede más y se viene abajo. Pero su interés ha hecho que tenga un grupo de gente que esté ahí animándolo, arropándolo. Se sienta con una compañera y se abre una cuenta twitter tomando como nick su mote de la infancia (@resistente)

e) Aceptación. Conoce lo que dice y hace. Empieza a desenvolverse en este mundo, comienza a conocer cosas por sí mismo. Las sesiones con el alumnado son apasionantes y empieza a pensar en innovar en su clase. Ha enviado su primera foto con su móvil vía correo a su cuenta de twitpic.

Crédito de la imagen

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Kübler Ross y la competencia digital

  1. Patxo Landa dijo:

    Gorka,
    ahí está la conexión “complementaria”:Kübler, Adell y Fernández. Menudos fenómenos…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s